Pensamiento 119


«Siempre creí que la flama
 que crecía en mi pecho,
era amor;
hoy, me doy cuenta que solo era deseo…»




Comentarios

Entradas populares de este blog

Comentario: Nada menos que todo un hombre por Miguel de Unamuno